Cuando una persona decide darse de alta en el régimen de autónomos debe tener en cuenta diversas cuestiones fiscales. En este sentido, se deben considerar los diferentes documentos, facturas y demás que deben entregarse mensual o trimestralmente. Y en este último punto es donde diciembre viene cargado de actividad fiscal para los trabajadores por cuenta propia.

El último mes del año es el indiciado para comenzar a preparar los modelos trimestrales que deberán entregarse en enero. Además, también es el momento de comunicar a la Agencia Tributaria si quieres que se hagan cambios en el año 2019, ya sea en la cotización o en algún otro aspecto.

Todo esto es de vital importancia ya que de ello dependerá cerrar con éxito un nuevo año fiscal. De no hacerlo, podría conllevar efectos legales. Pero no te preocupes con todo el papeleo ya que podemos ayudarte con nuestro servicio de asesoría fiscal

¿Qué documentos fiscales deben preparar los autónomos durante el mes de diciembre?

Las últimas semanas del año serán claves en la preparación de algunos documentos fiscales obligatorios para los autónomos. A continuación veremos cuáles son estos modelos:

  1. El primero de estos modelos es el 303, obligatorio para todos los trabajadores por cuenta propia. Con este documento se declarará la autoliquidación trimestral del IVA.
  2. En caso de estar sujeto al régimen de pesca, agricultura o ganadería así como al régimen de recargo de equivalencia, deberás completar y entregar el Modelo 309.
  3. Sin embargo, aquellos que basen su actividad económica en el comercio electrónico necesitarán el Modelo 368.El mismo servirá para quienes hagan ventas particulares al extranjero.
  4. Obligatorio para todos los autónomos será el Modelo 130, referente a la autoliquidación del pago fraccionado del IRPF. En el caso de los empresarios y Profesionales en Estimación objetiva, necesitarán el Modelo 131para el mismo objetivo.
  5. Otro de los documentos obligatorios para los autónomos en el mes de diciembre es el Modelo 111. Este modelo servirá para que los trabajadores por cuenta propia puedan declarar las retenciones y los ingresos a cuenta del IRPF.
  6. Si el empresario o trabajador en concreto cuenta con un inmueble arrendado, será necesario justificarlo. Para ello se utilizará el Modelo 115, con el que se declarará los ingresos o gastos procedentes de estos arrendamientos.
  7. Por último, si has llevado a cabo operaciones intracomunitarias, deberás rellenar y entregar el Modelo 349.

Además de todo esto, el mes de diciembre será también en el que deban realizarse otro tipo de trámites fiscales. Será cuando los autónomos deban notificar a la Agencia Tributaria los cambios que quieren que se hagan en 2019. Entre estos cambios puede estar la forma de tributar el IRPF o la forma de tributar. Pero de eso hablaremos en el siguiente post.