Te han invitado a dar una charla o conferencia, y de repente te surgen dudas sobre las obligaciones fiscales y laborales.

¿Es necesario darse de alta en Hacienda? ¿Hay que facturar con IVA y retención? ¿Hay que darse de alta como autónomo?

El artículo 17.2 c) de la Ley del IRPF, señala que se consideran rendimientos del trabajo los rendimientos derivados de impartir cursos, conferencias, coloquios, seminarios y similares.

Por otro lado el artículo 17.3, aclara que cuando esos trabajos supongan la ordenación por cuenta propia de recursos humanos y medios de producción o uno de ambos con el fin de intervenir en la producción o distribución de bienes y servicios, se considerarán rendimientos de actividades económicas.

Al descargar los datos fiscales  para hacer la declaración de la renta, Hacienda te pide que indiques si esos ingresos por cursos y conferencias son rendimientos de trabajo o rendimientos derivados de una actividad económica, aunque se consideran rendimientos de trabajo, no es necesario firmar un contrato de trabajo

Esos ingresos por charlas, cursos y conferencias, van a ser colaboraciones que has realizados de forma esporádica y no representan tu actividad profesional y laboral principal.

No estás dado de alta en Hacienda con lo cual no actúas como empresario y por tanto tampoco puedes emitir factura. Lo correcto es firmar un recibo donde aparezcan los datos del organizador como los datos del conferenciante. En este recibo debe aplicarse una retención del 15% que el organizador del evento ingresará en Hacienda y el conferenciante se deducirá en su declaración de la renta.

artículo 20.9 de la Ley del IVA 37/1992.  estarán exentas de IVA, las facturas sobre servicios de enseñanza que traten materias recogidas en los planes de estudio de cualquiera de los niveles o grados del sistema educativo español y que establece el Ministerio de Cultura, educación y deporte.